Amarillo y azul

No podía faltar, o al menos eso creo. Tras la experiencia del año pasado, tras la acogida que me han brindado durante meses todos estos años, quería, me apetecía, estar allí y estar con ellos. Con ellos y con los míos, que también fueron.

  Son buena gente y poco a poco van creciendo en número. El esfuerzo de aquel tridente de Kachuli, Queru y Cogo va dando sus frutos. En Santander los ví llegar como novatos, justo cuando becamos a Javito. Pasado el tiempo he visto becar a Mimosín, Falete, Ajmed, y luego al Menchu, Garbancito y Rumbera.

  Una Tuna en crecimiento casi en un oasis. Una Universidad privada que no deja de estar ubicada en un pueblo y eso, obviamente, tiene sus pros y sus contras.

  Ellos siguen adelante. Los tres premios del certamen de Cuenca no fueron casualidad. Yo lo sé.

  Una aparición casi histórica en Tele5 en el programa de la Campos, una escapada fugaz al certamen de Cáceres con Mimosín, dos viajes a casa de Ajmed en  Talavera y entre medias muchas risas. Por eso y por mucho más quería otra ver, por junio, estar con ellos en  sus graduaciones. Con la Tuna de la beca amarilla y azul.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s